Entre Tortugas y Capibaras. Archipiélago de San Blas y Playas del Pacífico

by - octubre 15, 2018

Sí, lo sé. El archipiélago de San Blas no se encuentra en el Pacífico sino en el Caribe, pero quiero hablar un poco en esta entrada de un par de playas que visitamos en el Pacífico más allá de Santa Catalina. San Blas es la típica imagen de islas caribeñas que todos nos imaginamos, tranquilidad, sol, hamaca y nada que hacer. Si bien en parte esto es así, hay mucho más que contar sobre esta zona.




La zona del archipiélago de San Blas se encuentra en la comarca de Guna Yala o Kuna Yala. Esta comarca tiene plena autonomía y está gobernada por los Gunas o Kunas, indígenas que habitan la comarca. El acceso a esta comarca es complicado y no fue hasta hace unos años que se construyó una carretera para facilitar el acceso. Esta carretera va desde la interamericana hasta el puerto de Cartí.
Lo principal que debes saber es que no recomiendo ir por cuenta propia por varias razones, la primera que la carretera sin un buen coche 4x4 te puede dejar tirado (de hecho vimos varios coches atascados en las cuestas) y segundo porque son los kunas  los que controlan el área y si no pasas por su aro puedes tener problemas. El gobierno Panameño les deja hacer y son los indígenas los que te piden el pasaporte al cruzar la comarca y pago de 20 dólares. Recomiendo contratar un tour de antemano que se encargue de lidiar con kunas y así no preocuparte de nada. Digo esto porque se ha dado el caso de agresiones a turistas que iban por su cuenta por no querer pagar ciertas tasas (como el acceso al puerto). Tampoco puedo hacer recomendación de nuestro contacto porque la verdad nos la lió  y nos dejó en tierra un par de horas porque tuvo un lío con los indígenas y se fue por patas (cuento el lío al final de la entrada para el que tenga curiosidad). Fue gracias a los kunas que nos acoplamos a otro transporte vuelta a Panamá. Muy mafioso todo y al borde de la ilegalidad si me preguntas. Aún así, nosotros no tuvimos ningún problema y fuimos tratados muy bien en todo momento. No creo sea un lugar para ir atemorizado ya que el turismo supone un gran activo de dinero para la comunidad. Se veían familias enteras llegando y no solo jóvenes y/o parejas.

Barcazas para ir a las islas (La bandera nazi española es la de kuna yala)
 
Se tardan algo más de 2h en llegar al puerto y luego dependiendo del cayo donde te alojes pues más o menos tiempo en la barcaza. Nosotros nos alojamos en Naranjo Chico y tardamos como unos 40-50min. En la foto se aprecia cómo son las barcazas y pese a que es el Caribe nosotros pillamos el mar revuelto y llegamos a la isla completamente empapados por los choques contra el oleaje y con el culo echo polvo de los botes. El viaje a San Blas no es barato, nosotros nos dejamos unos 100$ por cabeza y fuimos a la opción más económica. Esta opción incluye el trayecto, la tasa, el alojamiento en una cabaña para los 5, comida y cena, así como una visita a otra isla. La cabaña la veis en la foto, tejabana de paja y unas literas. La comida y la cena la misma: arroz y caballa. La isla era muy pequeña pero comparada con la isla a la que fuimos a visitar pues la doblaba en tamaño. En menos de 15 minutos rodeas la isla andando. La visita a la isla entra en el pack pero te llevan más lejos a otras zonas de interés si pagas un extra. No habiendo tenido suficiente con el viajecito inicial decidimos matar el tiempo en la otra isla, llegamos y allí nos dejaron un par de horas. No merece mucho la pena, más de lo mismo.Quizás que se trata de una isla no habitada y quizás la sensación de depender que te vuelvan a buscar.

Pelos al aire

Nuestra cabaña

Naranjo Chico

Mesas para comer

Paseando por la isla

Y llegando al otro lado
La isla tiene baños y duchas y también alguna luz por la noche, pero no tiene enchufes ni electricidad, tiran de generador. Para estar de relax sin hacer nada es un sitio ideal ya que no está masificado y nadie te va a molestar.

Como resumen para mi no fue una zona que me impresionara (ya había estado en el Caribe antes) y por el precio creo que se puede invertir mejor y seguro hay mejores opciones de playa y relax. También hay que decir que casi ni vimos el sol y el clima aunque cálido estaba tormentoso. 

No te olvides de contratar tu seguro de viaje para Panamá. Puedes hacerlo pinchando aquí y obtendrás un 5% de descuento por ser lector de este blog. O también lo puedes hacer usando el banner lateral.



Playas del Pacífico

Además de la ya comentada Santa Catalina, hicimos parada en dos playas más del Pacífico. Si bien no son islas caribeñas, creo que tienen bastante encanto y bien merecen una visita si te va el surf o si simplemente te pillan más a mano. Nosotros visitamos la gigantesca playa de las Lajas en la provincia de Chiriquí. Es una playa de arena de más de 12km de largo que merece una parada. Pilla bien cerca de la interamericana casi a mitad de camino entre Santiago y David.

Playa de las Lajas

Playa de las Lajas

Disfrutando de la playa
 
Otra playa que visitamos fue la playa Río Mar ya en la provincia de Panamá. Por esta zona hay diversas playas a las que se acercan los panameños a practicar surf. Nosotros nos decidimos por esta porque está muy cerca de la interamericana y nos dijeron no está muy masificada. Se trata de una playa de arena entre un peñón de rocas blanco. El añadido lo pone el complejo de apartamentos de lujo RioMar. Digo añadido porque en el restaurante comimos muy bien y tampoco excesivamente caro y lo mejor es que al ser cliente puedes hacer uso de las magníficas piscinas. Pasen y vean.

Playa RioMar

PlayaRioMar

Piscinas RioMar

*** El lío del Señor Manuel. Resulta que este señor que se dedica a traer a gente desde Panama City hasta el puerto de Cartí  (tiene negocio con varios alojamientos de la ciudad) pues llevó a una guiri hasta allí porque sus amigos estaban con un velero por la zona. Así la podrían recoger en la isla que fuera y se uniría a ellos. El problema es que está prohibido que los veleros privados amarren en las islas controladas por los kunas, al menos según ellos. Cuando a la chica le preguntaron que a qué isla iba pues les dijo una pero hasta allí no iban. Entonces les dijo que la más cercana a esa para que sus amigos se pasaran a recogerla en el velero. Y ahí se montó el pollo. Los kunas diciendo al señor Manuel que por qué les había llevado a alguien de velero si sabía que los veleros estaban prohibidos y el señor Manuel erre que erre llamando mentirosa a la muchacha, que claro no se enteraba de una mierda. El señor Manuel le quitó la pulsera a la muchacha (te la daba para que se supiera que habías pagado y te llevara de vuelta) y echó patas de allí. Al final le explicamos a la muchacha lo que pasaba y hablamos con los kunas, pero no parecían muy por la labor de ayudarla. Se fue uno de ellos con ella al puerto a localizar a sus amigos por teléfono y no supimos más. Lo que oímos fue que les querían detener por querer hacer algo ilegal. Me supongo que todo acabaría con una buena suma de dinero y que a la muchacha y sus amigos no les pasó nada.

Otros capítulos del diario:

Santa Catalina y Coiba 
Zona de Boquete 
Zona de Santa Fé
San Blas y Playas del Pacífico
Panamá City y Alrededores

Itinerario

Día 0. Llegada a Panamá City.
Día 1. Panamá Santa Catalina
Día 2. Isla Coiba.
Día 3. Santa Catalina-El Río Encantado.
Día 4. Boquete. Aguas termales.
Día 5. El Río Encantado-Cangilones de Gualaca-Playa de las Lajas-Santa Fé
Día 6. Parque Nacional de Santa Fé.
Día 7. Santa Fé-Playa Río Mar-Ciudad de Panamá
Día 8. Panamá City-Archipiélago San Blas
Día 9. Isla Naranjo Chico-Panamá City
Día 10. Panamá City.
Día 11. Parque Nacional de la Soberanía. Canal de Panamá.
Día 12. Panamá City-Madrid.



You May Also Like

0 comments